ComoSucedio.com

Entre oraciones espera por la mejoría de su hijo de 41 años

30

Entre oraciones y clamo­res se encontraba María Fernando Araujo, junto a otras dos personas, en las afueras del hospital Mos­coso Puello, a la espera de la mejoría de su hijo, quien han permanecido interno en ese centro de salud infectado de Co­vid-19.

Entre llantos, Araujo con­tó a periodistas de es­te medio que se mantie­ne orando por la pronta recuperación de su hijo de 41 años de edad, que desde hace cuatro días se encuentra hospitaliza­do en el área de Covid sin presentar mejoría.

“Ellos me dijeron que él está grave, que tiene mu­cha anemia”, expresó re­firiéndose a lo que le ma­nifestaron los médicos.

Aunque su rostro expre­saba preocupación por la condición de salud de su familiar, señaló que no cree en las informes de los médicos y afianzán­dose en su fe dijo una y otra vez que “Dios todo lo puede”.

“Yo lo vi ayer y estaba co­miendo mucho y todo. Yo creo que Dios todo lo puede”, aseguró con voz esperanzada.

La dama, oriunda de la provincia Santiago, con­tó que se está quedando en la vivienda de una so­brina en el sector Los Tres Brazos, de Santo Domin­go Este, para de esta for­ma poder asistir diaria­mente al centro de salud y conocer cuál es el esta­do de su hijo.

Baja en ingresos
Los ingresos por Co­vid-19 se mantienen en baja en el Moscoso Pue­llo. Enmanuel Silverio, director del hospital, in­dicó ayer que solo tenían ingresadas nueve perso­nas y solo una en Cuida­dos Intensivos.

Comments are closed.